Suculentas: cómo saber cuándo necesitan riego

Las suculentas son plantas que se caracterizan por su capacidad de almacenar agua en sus hojas, tallos o raíces, lo que les permite sobrevivir a condiciones de sequía; como las cactáceas, crasuláceas, agaváceas, etc.

Ejemplos de especies de plantas suculentas de la familia de las crasuláceas

Existen muchos mitos sobre cada cuándo es mejor regar las plantas suculentas. A algunas personas les funciona regar 1 vez a la semana, a otras 2 veces por semana y a otras 1 vez al mes. Sin embargo, que a unos les funcione una rutina específica, no significa que a ti también te vaya a funcionar, ya que hay muchas variables que van a hacer que tu situación sea distinta. Algunas variables son: clima de tu región, temporada del año, humedad del ambiente, cantidad de tiempo que reciba luz solar directa, tipo de sustrato, tamaño de la planta, tamaño de la maceta, especie de suculenta, etc.

Es por eso que no hay que regar de acuerdo a un calendario específico. Si no que antes de regar debes revisar 2 cosas:

1. Que el sustrato esté completamente seco, no solo de la superficie, también del fondo. Para revisar que esté seco por completo podemos introducir un palito de madera, dejarlo un momento y sacarlo: si sale con tierra húmeda o si se siente húmedo, no hay que regar. Sin embargo, aunque el sustrato esté completamente seco no significa necesariamente que la suculenta requiera agua, para saber hay que revisar también el punto 2.

2. Que el estado de la planta te indique que ya necesita agua. Lo mejor es hacer un riego basado en el estado de las hojas o del tallo. Esto significa solo regarlas cuando notemos que están deshidratadas, es decir, que se vean un poco arrugadas de las hojas o el tallo, que se vean opacas o sin brillo, que las hojas no estén firmes y se muevan con facilidad al tocarlas ligeramente o las hojas basales se bajen como si estuvieran “desinfladas”. Vas a notar que las suculentas de tallos u hojas más gruesas van a resistir más tiempo sin riego porque retienen más agua que las suculentas de hojas o tallos más delgados, que su reserva de agua es menor.

Plantas suculentas con síntomas de deshidratación

En climas húmedos podrá pasar mucho tiempo antes de que las suculentas necesiten agua. Es importante que si vives en este clima no expongas a tus suculentas a la lluvia si ves que no lo requieren. Aún así, en lugares muy húmedos es difícil que las suculentas prosperen bien, ya que se pueden enfermar por hongos y pudrir, incluso sin haber recibido ningún riego, sólo por la humedad del ambiente.

Si no estás seguro si necesitan agua o no, es mejor que no riegues. Recuerda que el exceso de agua las mata y la falta de agua solo las deshidrata, pero no las mata. Así que es mejor regar de menos que regar de más.

Así que ya lo sabes, prueba estos tips con tus plantas y verás que crecen más sanas.

¿Buscas plantas o insumos en México? En Variegada encuentra vendedores de cactus y suculentas, sustrato para suculentas, nutrientes, jabón potásico y aceite de neem.

Únete a nuestro boletín por correo electrónico y recibe los nuevos artículos:

Encuentra vendedores de plantas e insumos de todo México. Hecho por nosotros.

2024. Derechos reservados